agosto 15, 2009

RAMILLETE DE LILAS


Detrás la ventana
sentada en el sillón
veo como lentamente
se va yendo la tarde.
el sol en el ocaso
indiferente a todo
en calma languidece
en esa fina línea
de horizontalidad.
Ya se despide el dia
lentamente,
los pájaros en trinos
arrogantes se acurrucan
y adormecen en el calor
que les brinda el ciprés


El amor,está quieto
también se ha adormecido
quieta el alma
cubierta de penumbra
se acurruca junto
a mi corazón.
Tejo recuerdos,
desmadejo nostalgias
mientras la oscurdidad
se adueña del lugar,
y allí quieta en penumbras
esperando que llegues
descansan en la mesa
ramilletes de lilas
perfumando el amor...

5 comentarios:

  1. Hola Susana!! Que poema bellísimo!! Realmente me transportó a ese sillón frente a la ventana mirando el atardecer. Adoro los poemas con aroma, y este lo tiene!!

    Un abrazote!!

    ResponderEliminar
  2. Hermosa postal, que transporta al que lee a la posición del que escribe.
    Muy bonito poema, María susana

    ResponderEliminar
  3. Y vaya si me gustó, qué tierno y romántico tu poema amiga.
    Deseo pases un lindo fin de semana.
    Besitossssssssssssss.

    ResponderEliminar
  4. Gracias Sandra Gracias Gustavo un beso a los dos!

    ResponderEliminar